viernes, 1 de agosto de 2008

Un cansancio interior se apodero de mi esta noche lánguida. Las luces de la ciudad comienzan poco a poco a extinguirse, el sonido del exterior disminuye y hasta los perros se hartaron de ladrar. Me invade una ridícula luz que se encarga simplemente de darle un tenue brillo a mis palabras y el leve sonido de la música francesa, me inunda los oídos y me obliga a escribir. Además irrumpe en mi interior la sensación de vacío, como si ya nada pudiese llenarme el alma, como si los días pasaran fugazmente como un estúpido film que nadie mira, que a nadie le interesa y yo la protagonista que pasa desapercibida y cansada de la imitación de siempre se resigna inútilmente a dejarlos transitar. Como si ya no coexistiera nada maravilloso por lo cual esperar ansiosa y feliz. Como si las esperanzas estuviesen completamente mutiladas.Como si la que era se hubiese tomado unas mini-vacaciones esta noche invernal. Entonces solo me resta esperar a que regrese lo más pronto posible de sus días libres y juntas volvamos a brillar.

5 comentarios:

Guadeloupe dijo...

me gusta tu blog
y segui escribiendo
todo es practica :)
guarda todo y despues relee y fijate como mejoraste.. pero nunca te des por vencida .. si t gusta hacelo, siempre q se hace con el corazon vale :)
besote!

Anónimo dijo...

Me fascinó el diseño del blog, los escritos no tanto, pero se ve que te gusta escribir.

Saludos

Anónimo dijo...

Holaaaa!
Acabo de ver que me dejaste mensajito en mi blog. Uf, eso que escribes me ha pasado tantas veces...
No encontré direccion email para escribirte. Era para decirte que no me trates de usted, porque me haces sentir terriblemente mayor y aun soy (mentalmente) una cabra chica.
Cariños, dale con el blog!

·. Queen of hearts .· dijo...

Hermosa :) ♥ , no sé que decirte, sólo que ya sabés que contás conmigo siempre, espero conocerte algún día. Dicen que la esperanza, es lo último que se pierde. Te mando un beso enorme, y un te quiero para vos. Sabés que me gusta lo que escribís, y que me alegra muchísimo que hayas decidido publicarlo por acá. Besos.

Anónimo dijo...

Siempre coexiste algo maravilloso por lo cual esperar ansiosa y feliz, sólo que a veces tenemos que mirar dos veces para verlo ;)